Microsoft, Yahoo unen fuerzas para retar a Google

Microsoft finalmente ha persuadido a Yahoo de dejarle el control del segundo motor de búsquedas más popular de Internet e invitarlo a una batalla de grandes proporciones –quitarle pedazo del pastel a Google en el mercado de la publicidad online.

bartz-ballmer

Un acuerdo de 10 años anunciado el miércoles le da la oportunidad a Microsoft de mostrar su nueva tecnología de búsquedas, Bing, y de convencer a la gente de que es tan buena o mejor que la de Google. Microsoft también espera usar a Yahoo para desviar ventas de Google, la cual genera más de $20 billones de dólares anualmente en publicidad.

Teniendo acceso a la audiencia de Yahoo instantáneamente triplicaría la penetración de Bing en el mercado de los Estados Unidos hasta llegar al 28%.

Uniendo fuerzas, Microsoft y Yahoo están apostando que con este acuerdo serán capaces de concentrarse en las cosas que saben hacer mejor. Cediéndole la responsabilidad de la tecnología de búsquedas a Microsoft, Yahoo se puede concentrar en los anuncios publicitarios en la Web – e ingeniárselas para que cada vez más usuarios visiten sus sitios Web, que actualmente atraen a más de 570 millones de personas mensualmente.

Microsoft por su parte le dará a Yahoo el 88% de las ventas de publicidad realizadas en su sitio Web, por encima la comisión normal que va del 70% al 80%. Yahoo al gastar menos dinero en su propio motor de búsquedas espera ahorrarse $500 millones de dólares anuales – pero no será hasta el 2012, cuando ambas compañías esperen tener todas las piezas en su lugar.

Le tomó a Carol Bartz, la CEO de Yahoo, tan sólo seis meses en cerrar un trato con Microsoft –algo que ninguno de sus predecesores, Terry Semel y el cofundador de Yahoo Jerry Yang, parecían interesados en hacer.

Poco después de su llegada a la empresa, Bartz dejo en claro que estaba deseosa de hacer un trato con la condición de que hubiera mucho dinero de por medio y que la tecnología fuera lo suficientemente atractiva. Bartz predijo que un trato de tal magnitud beneficiaria a la compañía a largo plazo.

“Este trato viene acompañado de grandes beneficios para Yahoo, para nuestros usuarios y para la industria,” dijo Bartz.

Yahoo tendrá acceso limitado a la información que los usuarios hagan al momento de realizar las búsquedas. La información de esos usuarios es el por qué Microsoft quiere procesar más peticiones de búsquedas.

El CEO de Microsoft, Steve Ballmer muy apenas pudo contener su entusiasmo de tener finalmente a Yahoo de su lado –algo que él quería hacer por los últimos tres años.

“Estoy muy entusiasmado,” dijo Ballmer. “Esto es lo que básicamente he estado diciendo en los últimos 18 meses: El mundo será mejor para los consumidores, anunciantes y editores, y habrá más competencia para Google, si podemos de alguna forma ingeniárnosla en poner a trabajar a Microsoft y Yahoo en las búsquedas.”